martes, 22 de octubre de 2013

Para agendar

Sépalo. Porque usted opine diferente, no quiere decir que yo no pueda decir lo que pienso. 
Sépalo. Que si usted me insulta y yo reacciono, no soy intolerante, si no usted maleducado. 
Sépalo. Que mi tolerancia tiene límites flexibles, pero no infinitos. 
Sépalo. No crea tampoco, que porque yo calle, no tengo mis ideas bien puestas. 
Sépalo. Que solo escucho lo que usted quiere decir, siempre y cuando no me ofenda. 
Sépalo. Que en mi caso cuando callo, no otorgo nada.
Publicar un comentario